BLADE RUNNER… NOVIEMBRE 2019

SEGUNDA PARTE

Desde “2001 A Space Odyssey” de Stanley Kubrick la manera de hacer cine de ciencia ficción cambió definitivamente, con una trama más compleja, una atmósfera creíble, sin mencionar sus efectos especiales que supieron dar la credibilidad necesaria para que el espectador entrará en el juego y lo tomara en serio, cosa que George Lucas supo aprovechar muy bien para “Star Wars”, pero Ridley Scott conseguiría ir más allá que Lucas en la inigualable “Alien”, donde el público puede percibir una ambiente como una mirada más seria, aquí no estamos frente a un filme para adolescente engullidores de palomitas de maíz mientras bebe litros de refrescos, tiempo después Scott nos vuelve a sorprender con una cinta inteligente, que rayó casi en lo filosófico dentro del blockbuster comercial de Hollywood, quien esperaba una proyección delirante de acción, pero el director les brindó una joya de corte intelectual que supo conjugar muy bien la trama con su puesta en escena. 

Sigue leyendo aquí:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *